Aretha, soul y amor

Por Gabriel Cardozo

#DeFrente

 

 

Te fuiste Aretha. En ese lejano Detroit, el cáncer decidió tu partida. Desde acá, donde las luces se pierden al Sur del mundo, extrañaremos tu apuesta artística. En múltiples registros sobre el escenario, tu recuerdo vivirá. Tu mensaje certero, adornado en armoniosas notas, perdurará en los discos de quienes atesoramos tu voz.

 

Te alejas al ritmo del Soul, pero  impresa en “tinta negra” quedará tu legado. Que más podría pedirte “Reina”, quién más como tú.

 

Tu corona deberá guardarse, eras única. Sé que caminarás entonando notas y haciendo música, de otra forma no podría ser.

 

Acá esperaré tu canto, sé que volverá en los vientos que se acoplarán a tu voz. El llanto se seca, la  mirada se alza al cielo, obscuro amanecer, dulce cantar.

 

Comparte tu opinión o comentario