Dirigenta de San Antonio Constanza Lizana sufre nuevo acto de intimidación en su hogar

En el marco de las movilizaciones sociales que se viven en nuestro país, el terrorismo de Estado bajo el gobierno de Sebastián Piñera ha descampado con absoluta impunidad. 

Desde los primeros días del alzamiento popular, la persecución y el acoso policial se ha focalizado sobre dirigentes sociales y políticos en todas las regiones del país. 

 

En el puerto de San Antonio, la dirigenta Constanza Lizana ha sufrido distintos actos de acoso y persecución política en su hogar. 

 

La noche del 30 de octubre, en la víspera del término del “Estado de Excepción”, 40 carabineros lanzaron gases lacrimógenos en la casa de los dirigentes Milko Caracciolo y Constanza Lizana. Esto en el contexto de las actividades que realizaba la comunidad de Barrancas en San Antonio.

Durante el día construyeron un huerto comunitario luego de asistir a la velaton frente a la Municipalidad de San Antonio se reunieron junto a vecinas y vecinos a compartir sopaipillas, momento en que irrumpe la fuerza policial, disparando balines de goma y bombas lacrimógenas en la calle y al interior de las viviendas.

 

A esto se suma lo ocurrido durante la jornada de anoche, 19 de noviembre, donde la abogada que asesora a sindicatos de trabajadores portuarios, pescadores artesanales, organizaciones comunitarias, y quien hizo pública su candidatura a la alcaldía,  sufrió el ingreso y sustracción objetos claves para su trabajo por parte de desconocidos.

De esta manera la joven madre de tres menores, denuncia en sus redes lo sucedido.  

 

“Anoche sacaron una ventana de nuestra casa, entraron, registraron mi cartera no se llevaron ni siquiera el dinero que estaba sobre la mesa, solo las llaves de la casa y mi teléfono de trabajo. En casa estamos todos bien”. 

 

 

 

En exclusiva para este medio, Constanza Lizana, señala: 

 

«Somos parte de los barrios, comunidades y familias que valientemente nos hemos puesto en marcha para realizar las transformaciones democráticas que los pueblos demandamos en todos los territorios. He recibido muestras de cariño y ánimo de muchas personas, seguiremos adelante, ahí estaremos sin miedo, con profundo cariño y convicción construyendo el nuevo Chile donde crecerán seguridad y seguras nuestras hijas e hijos».

 

Como en los peores años de la dictadura cívico-militar la persecución política intenta doblegar los esfuerzos de las dirigencias, sin embargo, a más de un mes del levantamiento popular en ningún espacio ni lugar se ha detenido la disputa por la construcción de un Chile más justo y más digno. 

 

Post a Comment