Lorena Pizarro sobre inserto de El Mercurio: «estarían dispuestos en una situación similar a volver a repetirlo»

 

LORENA PIZARRO SIERRA

PRESIDENTA AGRUPACION DE FAMILIARES DE DETENIDOS DESAPARECIDOS

 

El día 30 de octubre la Asociación de Familiares de Detenidos Desaparecidos (AFDD) se dirigió a las oficinas del  diario El Mercurio para hacer entrega de un «requerimiento de aclaración» respecto de su publicación del 11 de septiembre 2019: «El 11/9/1973 Chile se salvó de ser como es hoy Venezuela»

A continuación reproducimos íntegramente el requerimiento de aclaración que apunta a señalar el carácter negacionista de la publicación en cuestión, a su vez que realza el carácter injerencista de la política norteamericana como antecedente de la contrarrevolución que se corona con el golpe cívico-militar de 1973.

«LORENA PIZARRO SIERRA, en mi calidad de Presidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos, con personalidad jurídica vigente, por intermedio de la presente vengo en notificarle el requerimiento de aclaración, por ser directamente ofendidas, mediante la publicación de este texto, respecto a la inserción difundida en la edición impresa en la página C 5 nacional y digital https://digital.elmercurio.com/2019/09/11/C, del diario El Mercurio de fecha 11 de septiembre de 2019, titulada “El 11/9/1973 Chile se salvó de ser como es hoy Venezuela”, firmada por 60 personas, que se refiere a los hechos previos y posteriores al 11 de septiembre de 1973. Realizo esta solicitud en virtud del Título IV, artículo 16 y siguientes de la Ley 19.733, sobre libertades de opinión e información y ejercicio del periodismo, por cuanto hemos sido directamente ofendidas por esta inserción, en nuestra calidad de familiares de las más de 1.000 víctimas hombres y mujeres detenidas desaparecidas, por la dictadura cívico militar, encabezada por el dictador Augusto Pinochet, que se instauró en Chile el 11 de septiembre de 1973, la cual este inserto justifica y reivindica. Venimos en aclarar lo siguiente:

1.- La situación chilena al 11 de septiembre de 1973, no se puede comparar con la de Venezuela hoy.

A diferencia de lo que el inserto señala, el 11 de septiembre de 1973, se destruyó la democracia en Chile, mediante la realización del más cruel y violento Golpe de Estado cívico militar de nuestra historia repudiado internacionalmente, en que se derrocó al Presidente Salvador Allende Gossens, quien fue elegido democráticamente por el pueblo.

2.- Ningún contexto justifica, ni el Golpe de Estado, ni las violaciones a los derechos humanos cometidas.

Este Golpe tuvo como consecuencia, la instalación del terrorismo de estado como forma de exterminio de miles de chilenos, ejecutados políticos, detenidos desaparecidos, junto a miles de torturados, presos políticos, exiliados, exonerados, durante 17 años. El Informe de la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación ha establecido esta verdad oficial señalando: “En suma, este informe se refiere a la situación anterior al 11 de septiembre de 1973, y afirma que tal situación y sus consecuencias pusieron objetivamente en riesgo los derechos humanos e hicieron más probables sus transgresiones, pero en ningún caso las justificaron”. Tomo I Pag.20, párrafo 6.

3.- Es totalmente falso, y propio de mentes desquiciadas, señalar que el Presidente Allende haya utilizado la violencia y la ilegalidad para imponer una dictadura marxista leninista.

Esta es una afirmación que no resiste ningún análisis, todos los antecedentes históricos demuestran que desde el primer día que triunfó la Unidad Popular, el gobierno norteamericano encabezado por Richard Nixon, se propuso derrocar al gobierno del Presidente Allende, como lo demuestran los archivos desclasificados de la CIA y los documentos secretos de la ITT. El presidente norteamericano Nixon ordena derrocar a Allende a través del proyecto secreto de la CIA hoy conocido como FUBELT a través de documentos desclasificados y publicados por el National Security Archive el 11 de septiembre de 1998. Estos memorandos de la CIA y los informes sobre el Proyecto FUBELT incluyen reuniones entre el Secretario de Estado norteamericano Henry Kissinger y funcionarios de la CIA, los cables de la CIA a su estación de Santiago, y resúmenes de las medidas secretas que detallan decisiones y acciones destinadas a socavar la elección de Salvador Allende en septiembre de 1970, promover el golpe de Estado militar que llevó a Augusto Pinochet al poder, y el posterior apoyo a la junta militar en los primeros años de su gobierno.

4.- El Gobierno de la Unidad Popular ganó las elecciones parlamentarias de marzo de 1973, por tanto, es la demostración que contaba con el apoyo popular para las transformaciones que se estaban realizando.

Fue el temor del imperialismo norteamericano, unido a la derecha y la reacción, ante el avance de la Unidad Popular y los cambios que se estaban realizando, los que los llevaron a acelerar la conspiración para derrocar al gobierno del Presidente Allende y provocar el Golpe de Estado. Esto lo corrobora los archivos desclasificados de la CIA, «15 de Septiembre de 1970: Chances de 1 a 10 quizá, pero salven a Chile!; vale la pena el gasto, no preocuparse; sin involucrar a la embajada; $10.000.00 disponibles, más si es necesario; trabajo a tiempo completo con los mejores hombres que tengamos; plan de operaciones; hagan que grite la economía; 48hs para un plan de acción».

5.- El Golpe de Estado cívico militar, no significó salvar a Chile, sino todo lo contrario, someterlo a un genocidio, que tuvo miles de víctimas, las cuales hasta el día de hoy claman verdad total y justicia plena.

Han transcurrido 46 años y no sabemos el destino de nuestros familiares detenidos desaparecidos y sus procesos se eternizan en los tribunales. Civiles y militares en un pacto de silencio siguen ocultando la verdad, ignorando el dolor de los familiares. No están arrepentidos y por tanto, no será posible la reconciliación. El resultado de quienes conspiraron con el Golpe es seguir negando los crímenes y justificándolos. Aquellos que aplaudieron el Golpe tendrán sobre su conciencia no haber luchado por defender la democracia.

6.- Este inserto es la demostración que los golpistas lo siguen justificando y que solo propagan el odio y que estarían dispuestos en una situación similar a volver a repetirlo.

 

Pincha aquí para ver la publicación original

Músico, abogado y defrentista. Vive en Peñalolén, Santiago.

Post a Comment