Paula Narváez justifica actuar de Gobierno de Bachelet que aseguró la impunidad en las causas de corrupción política y empresarial

En una entrevista en el programa «Tolerancia Cero» de CNN Chile, la precandidata presidencial del Partido Socialista, y ex Vocera del Gobierno de Bachelet, Paula Narváez, justificó el actuar del gobierno anterior en relación a las causas de corrupción política y empresarial, y su rol de vocería en torno a ese tema.

Respondiendo a una pregunta de la periodista Mónica Rincón, sostuvo un tenso diálogo en relación a esta materia, en la que su entrevistadora citó con detalle las acciones del Gobierno de Bachelet que cerraron el camino a la continuidad de las causas que llevaba el Ministerio Público, en particular, los fiscales Carlos Gajardo y Pablo Norambuena. En tal operación, central fue la inactividad de la dirección del Servicio de Impuestos Internos (SII), donde Bachelet decidió reemplazar al Director Michell Jorrat, por Francisco Barraza, quien permitió asegurar el que el SII no ejerciera las acciones legales correspondientes, deteniendo las investigaciones y haciendo caer las causas judiciales en curso, y permitiendo acuerdos con los imputados y demás implicados en los delitos de financiamiento ilegal de la política, cohecho, y evasión tributaria implicados.

Aquí la interpelación y respuesta de Paula Narváez:

La transcripción del fragmento completo, acá:

– Mónica Rincón: Usted estuvo de acuerdo, cuando era miembro del Gobierno de Michelle Bachelet, y era su vocera, estuvo de acuerdo y defendió que el Servicio de Impuestos Internos no se siguiera querellando en los casos de financiamiento de la política. Y eso todos sabemos que fue causa de impunidad, impunidad que se activó, cuando el caso no era sólo Penta que le llegaba a la UDI, si no que era SQM que le llegaba a todo el arco político. No se querelló más el Servicio de Impuestos Internos, y todos los políticos sabían que con eso le amarraban de manos al Ministerio Público. Quiero saber si usted se arrepiente de esos dichos, que no se siguiera querellando, que fue lo que permitió la impunidad penal.

– Paula Narváez: Mire, yo creo que, todo aquello que hoy día contribuya a que podamos esclarecer la necesaria, digamos, vinculación entre la política y el dinero, para que podamos terminar con esa relación que es viciosa, que es opaca, todo lo que contribuya a eso, yo estoy dispuesto a hacerlo. Si una autocrítica mía, o un señalar que es un error, contribuye en ese sentido, no tengo ningún problema en hacerlo…

– Mónica Rincón: Por eso le pregunto directamente. ¿Fue un error defender que no se siguiera querellando el Servicio de Impuestos Internos, cuando eso fue lo que garantizó la impunidad para todos los políticos, incluso para los partidos de ustedes?. Una precampaña financiada en parte por SQM, la empresa del ex yerno de Pinochet…

– Paula Narváez: Bueno, los antecedentes que yo tenía en ese momento, fueron los que llevaron a que yo hiciera las declaraciones que hice

– Mónica Rincón: Perdón, es que en ese momento, ya se sabía que habían muchas empresas que estaban rectificando declaraciones, en ese momento ya se sabía las presiones que denunciaban, del Gobierno de Michelle Bachelet, el Director de Servicios Impuestos, del jefe jurídico, entonces ya había antecedentes abundantes en la Fiscalía, para necesitar… Y lo pedía el Fiscal Nacional, que pedía que el Servicio de Impuestos Internos se querelle para poder perseguir estos hechos. Entonces, ¿Qué antecedentes la llevó a decir que era bueno que el Servicio de Impuestos Internos no se siga querellando?

– Paula Narváez: Bueno, la verdad Mónica, que para serle muy, muy sincera, yo no recuerdo exactamente cuáles fueron mis declaraciones al respecto, si usted las tiene ahí…

– Mónica Rincón (lee declaración de Paula Narváez): «El Servicio de Impuestos Internos está actuando completamente apegado a Derecho. No existe impunidad, porque aquí hay una sanción de carácter pecuniario. Aquí, si hubo un daño fiscal, eso es lo que se busca reparar».

– Paula Narváez: Claro, bueno. Si es en función de las facultades que Impuestos Internos tenía en ese momento, y estaba actuando en función de esas facultades, es lo que el marco normativo tiene…

– Mónica Rincón: No le impedía que se querellara…

– Paula Narváez: Lo que yo señalo hoy día, es justamente, que si hay que amplificar las capacidades de Impuestos Internos, tanto del punto de vista fiscalizador, como del punto de vista de poder llevar adelante, no cierto, acciones de carácter penal, hay que hacerlo, porque lo que creo que es necesario para la fe pública y para nuestra democracia, es poder tener una relación sana, absolutamente clara y transparente, entre lo que es el dinero y la política».

Hasta aquí la transcripción. Como se aprecia, Narváez justificó el actuar del Gobierno y su rol de vocería en este tema. Intentó justificarse en los antecedentes de que disponía, pero la periodista Mónica Rincón le contrapreguntó con mención exacta de una de sus declaraciones en medio de la polémica por el cierre de las investigaciones, y en tal momento, ya existían los antecedentes disponibles para caer en cuenta de las graves irregularidades y delitos implicados. Luego, su justificación pasó al «marco normativo» disponible entonces. Un argumento falaz, pues ese marco normativo no impedía en absoluto, el impulsar las querellas por los delitos penales involucrados.

 

El cierre de las investigaciones y causas de financiamiento ilegal de la política

Un repaso a de memoria sobre estos hechos. El «Caso SQM» al que alude la entrevista partió por una hebra surgida a partir del «Caso Penta», iniciado en el 2014. Hugo Bravo, un funcionario del Grupo Penta, fue descubierto emitiendo boletas falsas y haciendo uso indebido del «FUT» (Fondo de Unidad Tributaria), mecanismo para descontar impuestos. Funcionarios del Servicio de Impuestos Internos se percataron de esto, y cayó la trama del caso Penta, una enorme trama de evasión de impuestos, que involucraba en su arista política, a personeros de la derecha principalmente de la UDI. Pero uno de los implicados del caso Penta, tenía también una boleta falsa emitida hacia SQM. De ahí, cayó una aún más enorme trama de corrupción política empresarial que esta vez implicaba transversalmente a partidos de la derecha pinochetista, y de la ex Concertación.

Durante el segundo Gobierno de Bachelet, altas autoridades del Gobierno, en particular del Ministerio del Interior (central aquí fue el Subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy), ejecutaron una serie de operaciones destinadas a congelar y cerrar las investigaciones y realizar presiones hacia el Servicio de Impuestos Internos y los fiscales a cargo del Ministerio Públic. El salto del «Caso Penta» hacia uno mucho más amplio y transversal, con centro en SQM, había producido un cambio en el discurso gubernamental, del «caiga quien caiga» que en un primer momento se defendió desde la vocería de Gobierno, siendo reemplazado por una política de «contención de daños» que apuntaba a cerrar los casos con el menor costo posible. El Gobierno de Bachelet decidió en el año 2015 renovar en sus funciones al Director del Servicio de Impuestos Internos, Michel Joratt, pero tras la presión suscitada por el caso SQM, fue reemplazado por Fernando Barraza.

Mientras tanto, cesaron al jefe de la División Jurídica del organismo, Cristián Vargas, quien estaba por la presentación de querellas a las y los políticos involucrados (Ver «Michel Jorratt reconoce presiones desde Interior en caso SQM»). Más tarde, Fernando Barraza, garante de la no presentación de querellas, fue mantenido en su cargo por Sebastián Piñera. Por otra parte, en el mismo año 2015, se nombró a Jorge Abott como Fiscal Nacional, quien se comprometió a que las investigaciones debían durar poco y ser acotadas, y que también se mantiene hasta este momento en su cargo. Finalmente, el Servicio de Impuestos Internos no presentó más querellas, y llevar estos asuntos a los organismos administrativos.

Se cerró así un verdadero pacto de impunidad sobre los casos de corrupción y complicidad político-empresarial, que tiene como protagonista a Michelle Bachelet y a los altos cargos de su gobierno, entre quienes se encuentra la hoy precandidata presidencial Paula Narváez.

 


Ver, relacionado:

La impunidad a favor de Julio Ponce Lerou: Corte Suprema rebaja su multa a 3 millones de dólares en «Caso Cascadas»

Equipo editorial Revista De Frente

Comparte tu opinión o comentario